sábado, 16 de mayo de 2015

CINE: BIG EYES



Para amenizar nuestro fin de semana me parece interesante comentarles una película que ví hace poco y que ta vez les interese verla para darle un panorama a su día sabado por la tarde.
**** Si no le gusta que le cuenten las películas antes de verla, cierre los ojos, porque eso es lo que se viene ahora! (Lo advertí)****

Se trata de Big Eyes, una joyita dirigida por Tim Burton que trata sobre una pareja de artistas (a partir de una historia real), más bien la protagonista es una joven artista que decide separarse de su marido y salir con su hija a ganarse la vida, a fines de los años 50´s donde casi era apuntado con el dedo por la gente de la  época. A pesar de pasar por varias vergüenzas logró conseguir un empleo en una mueblería. Sin embargo, esto no la complacía del todo y salía a vender sus cuadros a ferias libres donde varios artistas comercializaban sus pinturas. Ahí fue donde conoció a un engreído artista "Walter" que a diferencia de ella constaba con una labia  excepcional para vender sus cuadros.  Luego de unas citas por aquí por allá, y justo en el momento en que el ex esposo de Margaret Keine quería quitarle a su hija por no ser una "madre económicamente estable" es que Walter le pide matrimonio, como una forma de que no le quitaran su hija. 
Los retratos que pintaba Margaret tenían algo en común , todos absolutamente todos tenían ojos muy grandes que no pasaban desapercibidos, a diferencia de los cuadros de Walter que sólo eran calles y mas calles de Paris. La vida como artistas en esos años, (y aún) era dura, por lo que buscando una forma de poder comercializar sus pinturas a Walter se le ocurrió la genial idea de alquilar las paredes de un bar, el problema es que le alquilaron las paredes que daban a los baños, lo que no le gustó mucho y fue ahí donde partir de una pelea con el dueño del bar, Walter logró salir en los periódicos de la ciudad y mucha gente llegó a visitar los cuadros de la pareja. 
El problema fue luego, cuando Margaret se entera que Walter le decía a los clientes que los niños de Ojos Grandes eran pintados por él, con la excusa de que así se vendían más rápido. A pesar de la gran desilusión que se llevo la artista al saber esto, siguió con el proyecto adelante, aceptando que Walter se llevara los créditos por los Ojos grandes.
Así pasa el tiempo, aceptando que toda la fama siga en su marido, ya que a esas alturas las pinturas eran muy codiciadas, teniendo su propia galería, pero escondiendo un gran secreto y sin tener la valentía de revelarlo. Hasta que un día colapsa luego de que Walter la culpara de pintar un cuadro que desató una dura crítica de arte que no lo favorecía, lanzando toda su furia contra su mujer y su hija. 
Al lograr escapar fue la oportunidad que ambas tuvieron de comenzar una vida nueva en Hawai, siguiendo con sus pinturas pero esta vez valorándose como autora, y decidiendo luego de hacerse testigo de Jehová, hacer publica la mentira que habían sostenido durante años, aceptando que ella era la autora de los "Keine" y que no había ningún otro artista en la familia.
Luego de su declaración y que la noticia recorriera el país entero, fueron a parar a tribunales, donde con dimes y diretes pasaron meses. .... Me da pena seguirles contando el final! Creo que es mejor que lo vean, porque esta parte de la película es muy entretenida.

De lo que sí puedo contarles es sobre la banda sonora de esta película, que fue una de mis excusas para verla,... tararan! es la grandiosa Lana de Rey así que les aseguro que si no les gusta la película al menos van a estar muy complacidas con la música de fondo.



Espero les haya gustado mi resumen de la película, y espero la vean, para que me cuenten que tal les pareció.

¿Les gustan las películas de Tim Burton?
¿Que tal encontraron esta?
¿Les gustó la música de Lana de Rey?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada